domingo, 3 de mayo de 2009

SERIES 16: HEROES

Heroes es, por muchos motivos y por méritos (despropósitos) propios, la gran patraña a lo que series se refiere. A la sombra de su competidora directa, Perdidos (inalcanzable, inimitable), la serie tiene desde sus primeros capítulos serios problemas de guión: la historia parece interesante, pero la apariencia deviene falsa, una trampa. Heroes está mal contada y todas las expectativas que despierta se desvanecen cada dos por tres. Mención especial merece el último capítulo de la primera temporada, una rotunda decepción que confirmó la inestable e inconsistente trama de la serie. Heroes, intento oportunista por rentabilizar en la pequeña pantalla la figura del héroe con superpoderes, propone mucho pero no resuelve nada. No basta con incluir lecturas políticas, personajes variopintos o viajes en el tiempo: Heroes es un producto ya visto, mezcla desafortunada de X-Men y Spiderman (franquicias ya de por sí indigestas). Ningún actor deslumbra y, si me permiten un juego de palabras, el efectismo no surge efecto. El espectador sensato ya ha olvidado ese "salva a la animadora, salva al mundo"; mientras, la fama y seguimiento en Estados Unidos baja a cada capítulo y no son pocos los que critican las irregularidades de la segunda entrega (afectada, como tantas producciones, por la huelga de guionistas). Este cronista ha desistido: la idea era buena; el resultado, penoso. ¿Dónde está el libro de reclamaciones?



El tiempo pone las cosas en su sitio y Heroes es, a día de hoy, el gran bluf televisivo; suerte paralela a la de Perdidos, clásico moderno que crea adicción. Aún recuerdo la particular teoría de un antiguo compañero de instituto: Heroes solo funciona si se desconoce Perdidos y Perdidos solo funciona si se desconoce Heroes. El destino (palabra recurrente en la serie) ha unido a dos propuestas con una narrativa distinta, singulares mezclas de ciencia, realismo y elementos sobrenaturales. Que cada uno decida en qué grupo incluirse. Servidor lo tiene bien claro y está tentado de crear un club de antifans de Hiro. Seguro que no faltarían adeptos.

5 comentarios:

Moltisanti dijo...

Uno de los mayores problemas con los que ha contado Heroes es ser comparada con Lost. el nivel se puso demasiado alto y lo que se hace con Lost de analizar cada detalle, en Heroes fue su perdidción y empezó a demostrar que era una serie más del montón. Actualmente hay veces que te da pena de ver lo que hacen con ella unso guionistas sin pies ni cabeza...

Capitán Spaulding dijo...

yo jamás comparé una con otra, la verdad, y aunque reconozco que la primera temporada me enganchó, jamás la encontré la maravilla que todos pretenden hacernos creer. Como bien dices, el último de la primera fue una de las mayores decepciones de la historia reciente de la tv americana (ea!) y de ahí todo bajó hasta confirmarse lo que todos nos veníamos temiendo, que la serie es una puta mierda.
Sólo vale para que te entren ganas de ponerte a escribir un guión por tu cuenta para demostrar (aunque sea a ti mismo) que por mucho que digan sus creadores, aún no está todo inventado en cuanto a superhéroes se refiere.
Por favor, ¿en serio no se les ocurre nada mejor que un tío que viaja en el tiempo, uno que vuela, una indestructible, y dos que tienen todo el poder del mundo?

Si hasta cagando te salen ideas de superpoderes. Mira, un tío que hace supercaca, por ejemplo.
En fin...

Antonio López dijo...

No voy a ser muy duro y voy a utilizar una definición no demasiado hiriente: Heroes es cacota fina. Empezó bien, pero va a terminar mal, muy mal. No se salva ni el apuntador. Una verdadera lastima.

Grinch dijo...

Había pensado en comentar dentro de poco Héroes, y aunque mi opinión no será tan negativa como la tuya conviene darle un tirón de orejas a su responsables por el carril que está tomando la serie...

Gine dijo...

Empecé a verla porqué al principio tuvo éxito... o eso se proclamaba a diestro y siniestro. La primera temporada no estaba mal, no era un prodigio pero la seguí con ganas. La segunda un desastre. La tercera aun estoy pensando en si verla o no.

Saludos