sábado, 9 de enero de 2010

GOYAS '10: CON ENFADOS Y SIN FAVORITOS


Las nominaciones a los Goya han desfilado como siempre: polémicas y contradictorias. La lectura se celebró este sábado, casi de escondido, sin hacer ruido. Aunque sepa muy mal decirlo, los Goya empiezan a no interesar porque, aunque no son previsibles, sí llegan a ser sonrojantes en su larga lista de descartes y elegidos. Estas nominaciones se me antojan descompensadas y no puede aplaudirse la decisión de una academia cada vez menos sólida. El resultado final es que, pese a los números, puede ganar cualquiera porque este 2009 ha habido títulos fuertes, pero no cintas rotundas. Habrá que ver la gala un año más, aunque sea para despotricar contra el personal.

Celda 211 se corona como la película que gusta a todos, aunque sin exagerar. 16 nominaciones son muchas, demasiadas, para un film digno, nunca excelente. Monzón entra en la lista de los grandes, pero algunas decisiones saben a favoritismo del malo: Antonio Resines y Marta Etura, lo peor de la película, reciben nominación y redondean la cifra al alza. Tosar, Bardem y Amman merecen la mención, incluso ganar.

Aunque me ganaré algún enemigo, me parece mal, muy mal, el apoyo a El secreto de sus ojos, como en su día no compartí la nominación de Roma. El cine argentino está muy presente, otra vez demasiado, en unas nominaciones de evidente mensaje: las carencias nacionales las solucionamos con películas hispanoamericanas. El film de Campanella debería ganar el premio a Mejor cinta hispanoamericana y nada más, independientemente de que la película haya entusiasmado (a un servidor, no). Ni qué decir que allí donde aparece la argentina del año, hubiera podido estar y debería haber estado Los abrazos rotos, ahora más rotos que nunca con 5 nominaciones, pocas, muy pocas. El descarte ya se intuía: no hay sorpresa, pero sí asombro, indignación. Media europa está premiando y nominando lo que aquí tratamos de segundas. Alguien debería reflexionar al respecto.



Agora
arrasa en menciones técnicas y suma 13 posibles medallas. La nominación a Weisz acabará en saco roto, al igual que Nicole Kidman en Los otros. Porque Amenábar repite nominación, aunque esta vez por una película que ni es tan mala ni es tan buena como dicen. La medianía debería llevarla a conquistar algunos (serán, como mínimo, 5) cabezones secundarios, pero nada más. Eso sí, la presencia de Agora es pura estrategia para que la gala, en su emisión televisiva, tenga una audiencia respectable. Que no nos la cuelen: Agora está bien, pero no es para tanto.


Y como todo obedece a una estrategia, El cónsul de Sodoma, recién estrenada, se cuela con 6 nominaciones. Lo mismo ocurrió con Gordos cuando fue elegida en nuestra preselección al Oscar. La cinta de Arévalo, con 8 nominaciones, me parece un título fallido pero simpático. Aplaudo casi todas sus menciones: Arévalo, Castro, Sánchez y Albizu. Como no existe premio al mejor reparto, Gordos se quedará sin pena ni gloria.

¿Y quién ganó la selección al Oscar? Un baile que ahora danza entre las categorías grandes. 9 nominaciones para la película de Trueba. No es nada exagerado, tampoco nada modesto. Destaca la doble nominación a Darín, algo que se olía. No es favorita en ningún apartado, pero El baile de la victoria es, de las cuatro mencionadas al premio gordo, mi favorita. Bueno: la favorita de este blog siempre será Tres dies amb la familia, relegada a las categorías de Director novel y Actriz novel. O Mapa de los sonidos de Tokyo, que merece ganar el único goya al que aspira: mejor sonido.


ALEGRÍAS

- Maribel Verdú, presente por Tetro
- Penélope Cruz abrazando otra vez el Goya
- Los efectos especiales de Rec 2
- La canción de Agallas, aunque Hugo Silva y Carmelo Gómez han desaparecido
- El reparto de Gordos y medio reparto de Celda 211
- Alberto Iglesias: ¿el único Goya de Los abrazos rotos?

TRISTEZAS

- ¿Y Blanca Portillo por Los abrazos rotos? ¿Y Lluís Homar? Qué vergüenza...
- El secreto de sus ojos: más de lo que debe.
- Que La teta asustada se quedará sin premio.
- Tres dies amb la familia: lo mejor queda en la sombra.



PREMIOS ASEGURADOS:

- Actor protagonista: LUÍS TOSAR, Celda 211
- Actriz protagonista: LOLA DUEÑAS, Yo, también
- Guión original: AGORA
- Film hispano: EL SECRETO DE SUS OJOS
- Dirección artística: AGORA
- Vestuario: AGORA
- Maquillaje y peluquería: AGORA
- Música original: LOS ABRAZOS ROTOS
- Canción: AGALLAS
- Dirección de producción: AGORA
- Cinta de animación: PLANET 51


5 comentarios:

Sir Di dijo...

Este año he visto las 4 nominadas y para mí la mejor es El Secreto de sus ojos. Aunque también pienso que debería ocupar sólo la categoría de mejor película hispana. Una pena por Los Abrazos Rotos. Me parece sorprendente e indignante que no estén ni Blanca Portillo, ni Ángela Molina (o al menos una de las dos). ¿Y la dirección de Almodóvar? También me gustaría haber visto a Abel Ayala como actor revelación.
Y a mí no me gusta ni Resines, ni Etura, ni Weisz. Pero bueno...

Mariano Masci dijo...

8 nominaciones para el secreto de sus ojos, y doble nominación para Darín! =)... No se, a mi me parece perfecto... menciones muy merecidas!
Y eso de que "El secreto..." le roba el lugar a "Los abrazos.." me parece una guarrada, en todo caso la cinta que no debería estar ahí es "Agora" o la fantochada visual de Trueba..
Saludos!

Javier Cinarro dijo...

El secreto de sus ojos se puede mear encima de Almodovar y Amenabar, porque da mil vueltas a sus pelis. Espero que Celda 211 y El secreto de sus ojos arrasen. Aunque las nominaciones de Villamil y Albizu en actores revelacion son irrisorias, con la larga carrera que tienen ambos actores.

Aunque no te gustase el secreto de sus ojos, no pueden negar su calidad. Lo mejor del año.

Saludos

Lázaro dijo...

creo que la cosa estara entre Celda 211(que tenía que haber ido a los Oscars)y la argentina con capital español El secreto de tus ojos,es muy difícil diagnosticar quien se llevara más Goyas,ya que los films son muy notables.
de nuevo a Almodovar y sus abrazos rotos le dan la espalda.
un saludo....

Blanch dijo...

A Sarah Polley también la nominaron por su impecable trabajo en Mi vida sin mí, pero evidentemente no se lo ganó. Ningún actor extranjero se ganará jamás el Goya, Benicio del Toro lo consiguió, en efecto, pero él sabe hablar español.

Cada vez me importan menos los Goya, y este año no voy a aguantar el discurso de la Ministra de Cultura. Siempre es cansino pero este año seguro que lo será más.

Un saludo y suerte con los examenes!