jueves, 8 de diciembre de 2016

CRÍTICA | VOYAGE OF TIME: LIFE'S JOURNEY, de Terrence Malick


Nuevo versículo del Evangelio según Malick
VOYAGE OF TIME: LIFE'S JOURNEY, de Terrence Malick
Festival de Venecia: Sección oficial a concurso. Festival de Sitges: Sesión especial
EE. UU., 2016. Dirección y guión: Terrence Malick Música: Ennio Morricone Fotografía: Paul Atkins Reparto: Cate Blanchett (documental) Género: Documental científico Duración: 90 min. Tráiler: Link
¿De qué va?: Tras El árbol de la vida, Malick habla sobre los inicios de la vida y el universo en una película que tendrá dos versiones: una, en formato IMAX y con Brad Pitt como narrador; la segunda, en formato convencional y con la voz de Cate Blanchett.


Entre Días del cielo y La delgada línea roja pasaron veinte años, pero, desde que Terrence Malick enseñara al mundo El árbol de la vida, el director estadounidense ha intensificado su actividad con el objetivo de "trascender". De autor de culto, ermitaño donde los haya, a apellido hiperactivo de la modernidad. Lo que no podíamos esperar es que, en ese nuevo periplo, Malick deseara insistir en la génesis del cosmos y la especie humana, el "más allá" y el "más acá", que realizó en los 45 minutos más discutidos de su Palma de oro. Voyage of Time: Life's Journey es un documental que surge de la voluntad por ampliar, "repetición mediante", lo expuesto en ese largometraje. Un dispositivo cargado de pedantería (unido, ahora, con autoindulgencia) y un despliegue visual que corroborará para muchos el arte de su maestro. A medio camino entre la ciencia y la religión, la palpable y lo inasible, Malick concatena noventa minutos que funcionan a dos ritmos: por un parte, en pantalla desfilan estados primigenios de vida, las obras de "el ente creador" (amebas, aguas en movimiento, cuerpos microscópicos en convulsión, flora y fauna variada, el surgimiento de nuestros ancestros); y por otra, la voz narradora de Cate Blanchett, acompaña de una partitura de Ennio Morricone y cantos gregorianos, se manifiesta como una expresión de "el ente creado", en constante debate interno por atisbar un sentido a su entorno y a su propia existencia (el audio en off se dirige a la "madre", la "vida" y a otros interlocutores mayestáticos y silentes). El resultado que se obtiene al ensamblar esas imágenes y sonidos es una película con momentos hipnóticos y al mismo tiempo incapaz de ensombrecer lo evidente: el film ya lo habíamos visto mucho antes, mediante recursos calcados, con la misma ambigüedad discursiva. La pregunta que resta, por lo tanto, al final de la proyección es si Voyage of Time: Life's Journey, en paralelo a sus posibles virtudes o defectos, aporta nuevos frentes tanto al cine contemporáneo como a la propia cinematografía de Malick. Nosotros lo ponemos en duda, aunque ello no merma el interés de un película que, para bien o para mal, no deja indiferente nadie.


Para los que aman a Malick sobre todas las cosas.
Lo mejor: Su fuerza visual.
Lo peor: La sensación de dejà vu.


Escucha de la reseña de VOYAGE OF TIME: LIFE'S JOURNEY en 
EL PODCAST DE C&R: ESPECIAL FESTIVAL DE SITGES 2016 

No hay comentarios: